La multiresistencia a antibióticos desafía al propio sistema sanitario

Fuente: Madri+d

Con motivo del Día Europeo para el Uso Prudente de Antibióticos, se han anunciado las últimas cifras sobre el uso y conocimiento de los antibióticos en los 28 países de la Unión Europea.

FUENTE | ABC Periódico Electrónico S.A.

Los datos revelan la creciente conciencia pública de que los antibióticos no matan los virus y registran una disminución en el uso de antibióticos en los seres humanos desde 2009. Sin embargo, esta noticia se ve ensombrecida por los datos publicados en paralelo por el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC), que muestran un marcado aumento en Europa de bacterias gram negativas resistentes a múltiples fármacos como los carbapenems -antibióticos de última generación utilizados para el tratamiento de infecciones nosocomiales-.

Por ello, la Comisión Europea está intensificando la lucha contra la resistencia antimicrobiana a través de la financiación de 15 nuevos proyectos de investigación y la armonización de las normas sobre la recopilación de datos sobre dichas resistencias relacionados con animales y alimentos.

EN ESPAÑA

El estudio publicado presenta los datos desglosados de cada país de la UE. En el caso de España, muy parecido al global de todos los estados miembros, el 38% de los encuestados afirmó haber tomado antibióticos en los últimos 12 meses (35% europeos). De ellos, el 84% obtuvo los medicamentos por prescripción médica (87% europeos), el 8% administrado por un médico (8% europeos), el 4% de una prescripción anterior (2% europeos) y el 4% sin receta en la farmacia (3% europeos).

AFRONTAR LA RESISTENCIA A LOS ANTIBIÓTICOS CON DETERMINACIÓN

José Campos Marqués y Jesús Oteo Iglesias. Centro Nacional de Microbiología, Instituto de Salud Carlos III.

Hace un par de años las autoridades europeas estimaron que en Europa morían unas 25.000 personas al año infectadas por bacterias resistentes a múltiples antibióticos, cuyo coste hospitalario adicional era de al menos 1500 millones de euros. Sólo 70 años después de la introducción de los antibióticos en medicina, afrontamos un presente y un futuro sin antibióticos eficaces para curar algunas de las infecciones bacterianas más graves en pacientes a veces críticos, cuya vida depende del tratamiento precoz con antibióticos eficaces. Eso ya está ocurriendo en hospitales de casi todo el mundo, incluyendo España.

Según el Eurobarómetro de noviembre de 2013, el 46% de españoles todavía creen que los antibióticos son efectivos contra resfriados y gripe; el 38% de los adultos (seguramente muchos más en niños) habían tomado antibióticos en el último año para tratar la gripe, el resfriado, la bronquitis y el dolor de garganta. Sólo el 20% (51% en 2009) reconocieron haber recibido alguna información sobre el uso apropiado de los antibióticos. El 8% admitieron haber tomado antibióticos de restos caseros o sin prescripción médica, procedimientos inadecuados los dos e ilegal el segundo de ellos. La información aportada por profesionales como los médicos y farmacéuticos y de las campañas bien dirigidas es importante para informar a la población sobre el uso correcto de los antibióticos. Los propios consumidores se han interesado por el problema; la OCU ha publicado estudios sobre antibióticos en los alimentos, uso prudente y dispensación de antibióticos sin receta en farmacias.

Además de en humanos, los antibióticos se han utilizado ampliamente en el ganado y las aves de corral donde los animales pueden ser tratados masivamente ocasionando problemas de resistencias bacterianas a los antibióticos transmisibles a las personas. El uso apropiado de los antibióticos y de las medidas de higiene en veterinaria y agricultura son tan importantes o más que en medicina humana.

De no actuar con determinación la combinación de circunstancias actuales y futuras son explosivas: más resistencias, menos antibióticos disponibles, más enfermos vulnerables. La disponibilidad de antibióticos efectivos está en la base de todo el sistema sanitario en su conjunto; no nos podemos permitir que esta situación siga empeorando. El escenario actual ya es muy preocupante, en algunos países vecinos (y también ocurre ya en algunos centros sanitarios españoles) la multi-resistencia a antibióticos desafía ya al propio sistema sanitario. ¿Quién debe actuar y cómo? Todos, usuarios, profesionales, autoridades, industria farmacéutica, y de manera coordinada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s